caverna santa catalina

Fecha de creación, marco legal: Se crea en 2001 y se aprueba legalmente por el Acuerdo 6871/2010 del Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros de Cuba.

Categoría de manejo: Elemento Natural Destacado.

Reconocimiento nacional e internacional:   Monumento Nacional.

Localización: Provincia Matanzas.

Grado de significación: Nacional.

Superficie:    247,00 ha. Totalmente terrestre.

Administración: Fundación Antonio Núñez Jiménez de la Naturaleza y el Hombre.

Servicios para el visitante:  Espeleoturismo.


Valores del Área:

El área se ubica a 17 km al este-noreste de la ciudad de Matanzas y 5 km al este del poblado de Carbonera,en la región de terrazas costeras del Norte de Matanzas, perteneciente a la llanura cársica Habana-Matanzas. Predomina la roca caliza asociada a la formación Canímar. La espelunca se desarrolla en secuencias biocarcareniticas de la citada formación y la roca se caracteriza por tener granulometría mediana-gruesa, color blanco-amarillento a crema, porosa y blanda, microagrietada, muy pura en contenido de Carbonato de Calcio. Aparecen calizas biodetríticas, roca muy solubleque facilita la alta concentración de bicarbonato de calcio en el agua freática de los lagos y en las vadosas descendentes, favoreciendo la rápida cristalización de calcita flotante y zinolitas.

El desarrollo del carso subterráneo presenta 13 km de galerías exploradas hasta hoy. Se clasifica como una Gran Caverna. La espelunca es del tipo de caverna piezogena, formada según el desplazamiento vertical y horizontal del nivel freático correspondiente a los ascensos y descenso de la zona de oscilación y saturación de las aguas subterráneas y del subtipo heteropiezogena, caracterizada por poseer una planta a veces irregular (laberíntica) con tendencia al desarrollo.

La caverna es el rasgo natural más significativo del área, donde los procesos reconstructivos mixtos (aéreos y acuáticos) jerarquizan en importancia. Se destaca la existencia de las únicas estalagmitas de arena de calcita y aragonito que se conocen en el mundo, que asemejan hongos de champiñón, cuyos grados de conservación son elevados. Sobresalen además otros espeleotemas de igual génesis, como las estalactitas en formas de campanas y esféricas, en buen estado de conservación. 

En la zona norte se localiza una vegetación secundaria con algunos rasgos de bosque semideciduo. Hacia el centro del área la vegetación está mejor conservada, donde se pueden apreciar componentes importantes del tipo de bosque semideciduo mesófilo tropical de llanura sobre roca caliza. La fauna en la caverna es la típica de estos espacios, apreciándose: quirópteros, roedores, peces, himenópteros, crustáceos, arácnidos y escorpionidos, entre otros.

En esta área protegida existen evidencias de habitación aborigen desde el 1200 a.n.e. y se encontró en la caverna el único fósil óseo humano hallado en Cuba, merced de un proceso acelerado de mineralización (taquifosilización).Existen más de 500 dibujos rupestres ejecutados con carbón, testimonios de habitación prolongada en la espelunca por esclavos cimarrones a partir del siglo XVI, hallándose objetos como tallas en huesos, madera, cerámica y vidrio. La primera exploración espeleológica propiamente dicha se realizó en 1963, en ocasión de la Expedición Polaco-Cubana. En 1969 se produce su primera cartografía, estudio climático, paleontológico, faunístico, arqueológico e histórico, contenido en un libro inédito de ErcilioVento titulado “El hallazgo arqueológico de Santa Catalina”.

En agosto de 1998 se dieron los primeros pasos para la creación de un proyecto de conservación y uso público de la caverna entre la Sociedad Espeleológica de Cuba ‒representada por la Fundación Antonio Núñez Jiménez de la Naturaleza y el Hombre‒ y la Reserva Ecológica Varahicacos del Centro de Estudios Ambientales (CSAM), con la participación de personal técnico y especialistas de ambas instituciones.

Archivo CNAP. Plan de Manejo Elemento Natural Destacado Caverna Santa Catalina (2010-2014). Fundación Antonio Núñez Jiménez de la Naturaleza y el Hombre, Sociedad Espeleológica de Cuba. Matanzas